www.clm21.es
DE AVALES, ENCUESTAS Y ELECCIONES ANTICIPADAS
Ampliar

DE AVALES, ENCUESTAS Y ELECCIONES ANTICIPADAS

viernes 05 de mayo de 2017, 13:08h

Andan en Palacio –el de Fuensalida, claro- rebosantes de alegría. Dicen que tienen una encuesta que les da vencedores. Pregunta clm21.es ¿cuál, la de los cinco puntos? Y se quedan contrariados de que un medio informativo ya conozca el dato –el que se traslada como bueno en los círculos reducidos-. La encuesta es sobre unas hipotética elecciones autonómicas aquí y ahora, no sobre las primarias del PSOE, que eso es otro cantar.

La noticia de la encuesta ha llegado al Partido Popular y los de María Dolores Cospedal, dicen sin titubear: “Si es cierta, que Page –siempre se refieren así al hablar del secretario de los socialistas y presidente regional- convoque elecciones”. Y van más allá y señalan que “esa puede ser la salida a la inestabilidad política que vive la región”. No se la creen y su incredulidad tiene su origen no sólo en el convencimiento al que llegan por estar a pie de calle. Ellos también manejan otros sondeos.

¿Y Podemos? Los del partido de la publicity –gestos estudiados, comunicación medida, redes sociales, el autobús, la moción de censura, todos a una en las fotos- andan en lo suyo: tres en liza para hacerse con el mando en la región. Dicen que los de izquierda anticapitalista, los antisistema –ahora dentro y fuera del sistema, en los escaños y en la calle- llevan ventaja. Eso es lo que trasladan los partidarios de David Llorente. Los de García Molina, mueven los resortes del poder, porque entrar en el sistema es entrar en la casta y en España, la casta la dan los aparatos, que se comportan como guardianes acomodados de las esencias. Cada uno viste la familia ideológica con una etiqueta –un tag para consumo publicitario y en redes. Unos los de “Avanzar Juntxs”, otros los de “Tú haces Podemos”. El tercero en discordia -el espontáneo- Fernando Barredo, también tiene su tag: “Imagina Podemos”. Y entre avanzar, hacer e imaginar, lo de los ciudadanos es un vuelva usted mañana.

Es como las primarias en el PSOE, salvo que en el partido histórico de la izquierda española falta por decidir primero quién va a mandar en el despacho de Ferraz. Luego vendrá lo de Santa María La Blanca (sede regional). A falta de conocer los resultados del recuento de avales, las cifras facilitadas por los equipos gestores de Susana Díaz y Pedro Sánchez han dejado un sentimiento agridulce en la dirección socialista de Castilla-La Mancha, que ha vivido intensamente el proceso. Satisfacción porque el esfuerzo ha llevado a que Susana Díaz ganase en avales. Pero menos, porque se siente el aliento de Pedro Sánchez en los cogotes. Y todos recuerdan lo de la criminalización de los barones. Fundamentalmente Pedro Sánchez. Dicen que la diferencia son 1.000 votos, pero la mitad de mil son quinientos. Y con 501 volteados, llegaría el llanto y crujir de dientes para los ahora más avalados y la sonrisa para los otros.

En el PP, de congresos provinciales, los candidatos buscan las unanimidades. No sólo por satisfacción personal. Quieren trasladar la imagen de unidad y contraponerla a sus adversarios. Andan ellos a lo suyo y tratando de estar en su isla.

¿Y ciudadanos qué opina de esto? ¿Quién? Los de Rivera. Para que la formación naranja sea y esté tuvo que venir Albert Rivera y reunirse en Palacio con García-Page, para hablar del futuro y de los apoyos para el día de mañana.

Y en ese escenario de partidos, Castilla-La Mancha sigue sin presupuestos –mejor dicho, con los presupuestos del año pasado prorrogados-. El gobierno amaga con presentar una versión del anterior proyecto sometido a un lavado de cara. Y manda un recado –de te fastidias, como en el cole- a los diputados de la oposición: que se preparen para debatir ingresos y gastos bajo el sol de agosto. Todos quietos –sin vacaciones-.

Con el panorama despejado en cada partido, con las encuestas –la del gobierno y las otras, claro- sólo falta aclarar la cosa de los ciudadanos. El gobierno traslada hora sí y hora también que la Región no va bien, ¡va mejor! Que los ciudadanos –ellas y ellos- están encantados con la sanidad, la educación, los servicios sociales… Pues a elecciones ¿Quién dijo miedo? Claro que no falta quien agüe tanto optimismo con un ¡oye, cuidado, que la gestión es la que es! Pero echan mano de la baza que les han dado los morados, que en el gobierno de aquí no paran de airear “el grave error de Podemos al votar contra el presupuesto” y todos los consejeros y cargos que se precien están de campaña electoral con ese tema diciendo lo mal -¡peor que mal!- que nos va a ir a todos por culpa de Podemos, se trata de generar indignados -con Podemos, claro, no con el gobierno- los mismos indignados y otros más que Podemos capitalizó para llegar a los escaños ¡Pues a elecciones!.

El jueves no ha habido pleno de Cortes. Es semana reducida por el Primero de mayo. Y el jueves tocaba reunión de unificación de mensaje y estrategia en el Parlamento. Gobierno y grupo parlamentario socialista afinan la melodía, incluida la de la encuesta. Allí estaba hasta la última incorporación al grupo socialista.

Dicen que el presidente García-Page dice que además Cospedal ya no es rival, que está en eso de la defensa nacional. Y dicen que mira en el entorno y apuesta por Ana Guarinos -¡un deseo, claro! o por … -otro deseo, claro- Miran y miran Dicen que dicen. Pero la fuente que se lo dice a clm21.es es solvente.

¿Quién dijo miedo? El 16 o el 23 de julio serían buenas fechas para que, despejadas las cosas de los políticos, los ciudadanos pudieran despejar las que les afectan.

Si Castilla-La Mancha va bien, si el líder tiene carisma, si la oposición por la izquierda va mal, si se considera que el PP carece de candidato, el gobierno no va a encontrar mejor momento. Salvo que haya un error de análisis. A partir del 21 de mayo se termina de despejar la cosa de los políticos y hasta esa fecha los ciudadanos pueden -o sin poder, tienen que- esperar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios