www.clm21.es
Mercado de vivienda en la región: Crece la compra, se modera el precio de venta y aumentan las ejecuciones hipotecarias
Ampliar

Mercado de vivienda en la región: Crece la compra, se modera el precio de venta y aumentan las ejecuciones hipotecarias

  • Las entidades financieras han firmado hipotecas por valor de 925 millones de euros, la cifra más alta desde 2012
  • La entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria reduce el número de operaciones en junio y rebaja el buen resultado del primer semestre

lunes 09 de septiembre de 2019, 10:36h
Los últimos datos de coyuntura del mercado inmobiliario en Castilla-La Mancha referidos al primer semestre indican una moderación en el crecimiento del precio de la vivienda, un aumento de la compra que se frenó coincidiendo con la entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria a mediados de junio, y un aumento del número de ejecuciones hipotecarias sobre viviendas iniciadas e inscritas en el registro mercantil.
A pesar del dinamismo en la formalización de nuevas hipotecas en el primer semestre del año, en el que se inscribieron en nuestra Comunidad 10.564 operaciones 2.099 (24,8%) más que en igual periodo del año pasado, en esa primera mitad del año también repuntaron con fuerza las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas, que llegaron a 969, la cifra más alta en un primer semestre desde 2015. Las ejecuciones se anotan un incremento del 50,47% respecto al mismo periodo del año pasado. No obstante el ritmo es diferente por trimestres. Así en el periodo marzo-junio se redujeron las ejecuciones respecto al periodo enero-marzo. Con todo, las cifras del segundo trimestre siguen siendo más altas que las anotadas el año pasado en un 38,14%.

De las 969 ejecuciones hipotecarias iniciadas en el semestre 166 son sobre vivienda nueva y 783 sobre las de segunda mano. Es precisamente en estas segundas en las que se observa un mayor repunte de las ejecuciones, que aumentan un 58,7% en tasa interanual, tras la ligera subida del 0,8% en 2018, año en el que se rompió la tendencia a la baja de los años anteriores en el que las ejecuciones cayeron con fuerza. Esta variación de signo enciende una luz roja sobre el comportamiento del mercado, máxime tras el cierre de 2018, que se anotó crecimientos del 45,45% en las ejecuciones, 36,31% en el caso de las de segunda mano y del 108,6% en las nuevas, invirtiendo la tendencia iniciada en 2015.

A pesar de este aviso, la formalización de nuevos créditos, se mantiene con fuerza. En el primer semestre se firmaron los 10.564 créditos referidos. El mercado se resintió en junio con la entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria. Ese mes se produjo una caída del 23,9%, Respecto a las nuevas operaciones de préstamos, habría que remontarse al primer semestre de 2011 para encontrar mayor dinamismo en la formalización de hipotecas sobre viviendas en nuestra Comunidad Autónoma durante el primer semestre. El mercado se deterioró en ese periodo durante los tres años siguientes e inició la remontada en 2015. Desde entonces y salvo un ligero pico a la baja en 2017, no ha dejado de crecer en tasas próximas o superiores dos a los dos dígitos. La singularidad de este año es que la entrada en vigor en junio de la nueva regulación hipotecaria marca un frenazo en las operaciones, que caen respecto a mayo un 23,87% con la peor evolución en un mes de junio desde 2012.

De hecho Castilla-La Mancha figura a la cabeza del crecimiento de nuevos préstamos, tras Madrid. Les siguen Extremadura y Asturias como las comunidades en las que aumenta con más intensidad el número de operaciones.

Un reciente informe de Bankia revela que en el conjunto de España, siguen ganando peso las operaciones a tipo fijo “alcanzando al 44,5% de las hipotecas sobre vivienda registradas en el mes, nuevo máximo de la serie histórica”. Esta tendencia coincide con los niveles más bajos del Euribor que ha llegado a estar por debajo del -0,30% y que es el tipo que se suele emplear para referenciar las hipotecas a tipo variable. El Euribor es un índice que se calcula en base a los tipos de interés al que se prestan dinero los bancos. La caída viene dada fundamentalmente por la política monetaria desarrollada por el Banco Central Europeo, que mantiene los estímulos que tenía previsto ir retirando ante el deterioro del crecimiento económico y el riesgo de una nueva recesión.

Durante la primera mitad de año el importe de los préstamos hipotecarios en la región llegó a los 925,5 millones de euros, 42,5 millones más que en el mismo periodo del año pasado. La cuantía es la más alta desde 2012. Sin embargo se reduce el ritmo de avance en términos anuales respecto a la primera mitad del año pasado, al crecer un 4,81% frente al 16,64% que lo hizo en el primer semestre de 2018.

Finalmente sobre la evolución del precio, de la que ya se anticipó una información el pasado viernes, en la primera mitad del año, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), se registra un incremento acumulado del 2,4%, una subida algo más suave que en el primer semestre de hace un año, donde el crecimiento era del 2,6%. La mayor subida en los seis primeros meses se produce en la vivienda nueva, cuyo precio se incrementa un 7,7%, mientras que el de la de segunda mano lo hace en un 1,4%.

Según los datos de la tasadora TINSA, el precio de la vivienda en Castilla-La Mancha experimentó en el segundo trimestre de 2019 un crecimiento interanual del 0%, hasta 783 euros/m². Desde los valores máximos alcanzados en 2007, el valor de los pisos en la región se ha depreciado un 52,8%.

El mercado residencial ha evolucionado en negativo en lo que llevamos de 2019. El precio medio de la vivienda en Castilla-La Mancha acumulado a finales de junio era un 1% menor al registrado en el último trimestre del año anterior.

En Castilla-La Mancha el precio de la vivienda alcanzó su máximo en el tercer trimestre de 2007 con 1657 euros el metro cuadrado y el mínimo se registró en el primer trimestre de 2001 al situarse en los 677 euros el metro cuadrado

El sector de la construcción en la región ha ido logrando absorber la mano de obra que se quedó en paro y que llegó a rebasar los 41.000 trabajadores a finales de 2009 y a mediados de 2011. En agosto, el paro registrado era de 12.625 personas, un 6,7% más bajo que un año antes. Ese descenso es el más bajo de los últimos siete años, en los que la bajada del paro en la construcción en términos anuales a esa fecha era en porcentajes de dos dígitos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de clm21

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.