www.clm21.es

CIS

Barómetro Sanitario 2018

  • CLM la novena región en cuanto al grado de satisfacción con el sistema sanitario
  • En el primer semestre de 2018 los pacientes castellano-manchegos esperaron 137 días de media para ser operados
  • Preocupan también la masificación de los centros y la falta de tiempo para atención de los facultativos

Lo dice el Barómetro Sanitario que elaboran el CIS y el Ministerio de Sanidad. Lo que más preocupa a los españoles son las listas de espera. Y esa preocupación es la primera entre los castellano-manchegos, la segunda Comunidad española con mayor demora de atención a los pacientes quirúrgicos. Los tiempos máximos se han incrementado en últimos tres años y medio y se han pulverizado los plazos de garantía de atención. Destaca la preocupación de los castellano-manchegos por esos plazos máximos, que actúan -según dicen los propios encuestados- como una de las causas del auge de la sanidad privada, porque el aumento de la demora en la atención en la sanidad pública les lleva a contratar seguros con compañías sanitarias privadas, buscando una respuesta más rápida a sus problemas de salud.

Una llamada oculta, la apelación a silencio informativo, PP, Vox, los estudios sociológicos….

  • El anuncio de negociación con un mediador cuestionó el compromiso de Sánchez con García-Page de “no cambiar soberanía por apoyo parlamentario”
  • El CIS revela que los castellano-manchegos son los españoles que piden más mano dura con los independentistas catalanes y que más de la mitad votarán influidos por Cataluña

García-Page había llevado 1.000 páginas de peticiones al presidente Sánchez en su primera reunión institucional en La Moncloa. Era el 15 de octubre. A la salida habla del ATC, del trasvase Tajo-Segura y de otras cuestiones. Es lo que merece la atención de la mayoría de los medios. En su comparecencia ante los periodistas, pasa de largo sobre la conversación que ambos presidentes han mantenido sobre Cataluña. El castellano-manchego ha advertido a Sánchez que no aceptará concesiones a los independentistas a cambio del apoyo a sus presupuestos. Sánchez se muestra comprensivo y le dice “en tu Comunidad haz lo que creas”. Algún medio se hace eco de esa derivada informativa y pone en palabras del presidente García-Page: “Sánchez no va a cambiar soberanía por apoyo parlamentario”. El presidente castellano-manchego sale con esa convicción tras su reunión con su compañero de partido. Y así lo declara y lo recoge el diario El País: “El presidente de Castilla-La Mancha rechaza que se vayan a realizar concesiones a los independentistas a cambio de su apoyo a los Presupuestos de 2019”.

Según recoge la encuesta del barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), en Castilla-La Mancha preferimos acabar con el cambio de horario en invierno y verano, para adoptar la normativa propuesta por Europa.

La norma que ha impulsado “le obliga” a hacer encuestas periódicas

  • 1

Evolución de los índices sociológicos en el último cuatrimestre de 2018

  • Aumenta el número de partidarios de recentralizar el Estado o de reducir competencias a las Comunidades Autónomas
  • Para la mayoría de los ciudadanos, sus principales problemas son el paro y los de índole económico y los de España son el paro, los políticos y la corrupción

El pesimismo marca las expectativas de los castellano-manchegos sobre las situaciones política y económica respecto al próximo año. Los ciudadanos manifiestan que sus principales problemas son el paro, las pensiones y las dificultades de índole económica. En cuanto a los problemas del país, estiman que tras el paro, los políticos y la corrupción y el fraude son los mayores asuntos que atenazan a España. Este panorama general dibujado por el cuarto barómetro regionalizado del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) se completa con un crecimiento de las posturas recentralizadoras del Estado, donde el 35,3% es partidario de la supresión de las Comunidades Autónomas y el 19,5% piensan que las regiones deberían tener menos autonomía que en la actualidad. La mayoría de los castellano-manchegos (51,9%) se identifican en primer lugar con España, por delante de sus pueblos, su región, Europa o la consideración de ciudadanos del mundo.

Un dato que hace modificar la campaña a la reelección del presidente García-Page

  • El 45,8% dicen sentirse únicamente españoles, el 3,8% más españoles que castellano-manchegos frente al 42,7% que se declaran tan españoles como regionalistas
  • Castilla-La Mancha es, con diferencia, la región donde el sentimiento exclusivamente español es el más alto. Castilla y León, la segunda Comunidad tras la nuestra, se queda en el 29,2%

El sentimiento nacional se ha colado en la campaña castellano-manchega antes de que se abra oficialmente. El presidente del gobierno y candidato a la reelección ha modificado su campaña a la reelección y la ha impregnado de una componente nacional que prima sobre la regional. Justo al contrario de lo que ocurría hace escasamente dos meses. Gestos, señales, discursos, agenda… Son movimientos calculados. El último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas del mes de noviembre revela que el 49,7% de la población de nuestra Comunidad se siente únicamente española (45,8%) o más española que castellano-manchega (3,8%). Los que se sienten tan españoles como castellano-manchegos son el 42,7%.