www.clm21.es
La actividad quirúrgica salva octubre, pero preocupa el aumento en UCIs de pacientes con Covid
Ampliar

La actividad quirúrgica salva octubre, pero preocupa el aumento en UCIs de pacientes con Covid

  • Desde julio se ha logrado mantener en casi 1.000 el promedio de reducción de pacientes en espera quirúrgica
  • Aunque las UCIs no llegan al 30% de la ocupación que tuvieron en abril, preocupa el aumento proporcional de pacientes que necesitan respirador

lunes 16 de noviembre de 2020, 13:22h
A pesar del ascenso de casos, hospitalizaciones y ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos, durante el mes de octubre el sistema público de salud de Castilla-La Mancha mantuvo parte de su actividad quirúrgica programada en contra de lo que pasó en la primera etapa de la primera ola. En octubre, con un incremento de pacientes hospitalizados en cama convencional por covid del 37% (de 529 a 774) y de ocupación de las UCIs del 12,2% (de 74 a 83) los centros del SESCAM lograron reducir en 733 la lista de pacientes pendientes de ser intervenidos, además de atender la cirugía propia de urgencias. Dos semanas después la preocupación está en el incremento de pacientes en cuidados intensivos (son ya 105). Proporcionalmente respecto al total de hospitalizados por la covid, la cifra es mayor que en abril cuando la saturación del sistema disparó a cifras históricas el número de pacientes con otras patologías pendientes de una intervención.
10 de los 14 complejos hospitalarios de la Comunidad rebajaron sus respectivas esperas de operaciones programadas. Casi la mitad de la reducción total se produjo en el Hospital de Albacete, que rebajó su número de pacientes en espera en 353, aunque porcentualmente, el mayor descenso (-12,25%) se lo anotó el general de Tomelloso, seguidos por el Comarcal de Almansa (-8,52%) y el de Manzanares (-7,9%).

De los cuatro centros que, en cambio, aumentaron el número de pacientes pendientes de pasar por el quirófano, destaca el Mancha Centro, de Alcázar, con 131 personas (2,98% de incremento), seguido por los de Guadalajara (44 pacientes más), Valdepeñas (34) y Hellín (24).

A finales de octubre, 39.812 castellano-manchegos estaban pendientes de una operación. Son 970 más (2,5%) que doce meses antes. Hay que tener en cuenta que en abril, tras las semanas más duras de la pandemia con los hospitales saturados, se alcanzó un récord histórico, con 45.149 pacientes.

Si bien es cierto la pandemia ha expulsado de la lista a un número no cuantificado hasta la fecha por la administración sanitaria, los datos oficiales revelan que el azote de la Covid ha devuelto la lista quirúrgica a niveles de hace cinco años.

Desde marzo y hasta finales de octubre, la lista de espera quirúrgica del Servicio Público de Salud de nuestra Comunidad ha mantenido un promedio de casi 41.675 pacientes en espera. El doblegamiento de la curva en la primera ola logró rebajar en casi 1.000 pacientes la media entre julio y octubre.

La preocupación reside ahora en que la escalada iniciada con fuerza a partir de finales de agosto y especialmente por el incremento de pacientes en Unidades de Cuidados Intensivos que necesitan un respirador y que el día 14 eran ya de 105, a pesar de haberse iniciado un proceso de reducción del número de pacientes hospitalizados en planta. La cifra de ingresados en cuidados intensivos ha aumentado en 22 en tan sólo en dos semanas.

Aunque todavía se está lejos de alcanzar los 360 pacientes en UCIs que se llegaron a dar en la primera semana de abril, la experiencia indica el largo periodo que necesitan permanecer en esas dependencias los pacientes más graves. De hecho, si en lo más duro de la pandemia la proporción en enfermos con respirador de ventilación mecánica era de 1 de cada 9 ingresados, en la actualidad es de 1 de cada 7.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios