www.clm21.es
El Covid fulmina las listas de espera en Castilla-La Mancha
Ampliar

El Covid fulmina las listas de espera en Castilla-La Mancha

Por CLM21
viernes 14 de enero de 2022, 11:48h

Seis olas, operaciones suspendidas, consultas aplazadas, presión en urgencias, en hospitalizaciones en planta y alto grado de ocupación de las unidades de cuidados intensivos… Es el rastro que deja el Covid en la sanidad castellano-manchega que, sin embargo, en esa situación ha logrado dejar las listas de espera quirúrgica por debajo de los niveles de 2015. La pandemia, a decir de los datos oficiales, ha conseguido resolver uno de los principales problemas de la administración sanitaria que en los años anteriores había visto cómo crecían las listas de espera al tiempo que aumentaban los plazos de atención a los pacientes. Los datos de 2021 ofrecidos por el SESCAM apuntan a que ya prácticamente ningún castellano-manchego pasa más de 180 días en lista de espera quirúrgica y que el número de pacientes pendientes de una operación está en sus niveles más bajo desde junio de 2015.

A finales del año pasado, en pleno ascenso de la sexta ola, los hospitales de la Comunidad tenían en lista de espera quirúrgica a 30.956 pacientes, casi 5.000 menos que dos años antes, cuando el covid todavía no había tensionado el sistema sanitario público. Y lo que es más, se habían agilizado los plazos de espera. Si 2019 cerró con 13.180 castellano-manchegos esperando más de seis meses para pasar por un quirófano, en 2021 apenas eran 283, de ellos 244 del hospital de Albacete.

Durante 2020, los hospitales de la región habían visto aumentar un 8,88% el número de pacientes que aguardaban pasar por el quirófano y un 38,80% los que necesitaban una prueba diagnóstica. En 2020, sólo se redujo la lista de pacientes para una primera consulta con un especialista y esa bajada fue drástica, de más de 22.000 personas (-44,15%), hasta quedarse en 28.292 de los 50.659 que había en diciembre de 2019, año que tuvo el cierre más alto desde 2016.

Ese descenso estuvo relacionado con la caída de citas durante lo más duro de la pandemia, pero en 2021 con una mejora de la situación del sistema sanitario, las esperas para consultas con especialistas volvieron a crecer hasta las 47.095, una cifra todavía un 7,04% por debajo de la contabilizada al cierre de 2019.

Y si en 2021 subió la lista de espera para especialistas, se redujeron de forma drástica la quirúrgica, (13,48% en relación con 2019 tras haber crecido en 2020) y la de pruebas diagnósticas (8,99% en relación con 2019, tras haber aumentado un 38,8% en 2020). Hospitales como el de Toledo que, en 2021 experimentó el cambio de equipos y personal desde el viejo Virgen de la Salud al nuevo Universitario han reducido en 2021 su lista quirúrgica en 950 pacientes y ha pasado de ser el hospital con las demoras más altas, con 3.646 pacientes en esperas superiores a 180 días, a tener sólo 17 pacientes en esa situación.

En el cuadro anexo se puede ver la evolución de todas y cada una de las tres listas durante los años del covid hospital por hospital. Salvo los de Tomelloso, Almansa, Manzanares, Talavera y Cuenca, el resto reduce su lista quirúrgica, en casos como el de Puertollano, más del 37%, el de Ciudad Real (28,7%) y el de Alcázar (20,9%).

En la lista de pruebas diagnósticas, también son nueve de los catorce centros los que reducen su lista de espera. Puertollano lo hace en un 69,8%, Hellín en un 60%, Talavera en un 58,5% y Toledo en un 55,9%.

En cuanto a la espera para primera consulta por un especialista sólo cuatro centros aumentan el número de pacientes en espera en comparación con 2019: Tomelloso (51,7%), Puertollano (19,67%), Valdepeñas (15,53%) y Guadalajara (10,03%).

El Gobierno regional ha destacado que “cerró el año 2021 con una reducción de casi seis meses en el tiempo medio de espera para una intervención quirúrgica”. El SESCAM señala también que, a finales de 2021 las listas de espera sanitarias se situaron en 84.169 pacientes, “lo que supone un 53 por ciento menos que al cierre de 2015 y 60.000 pacientes menos que en el año 2013. Habría que remontarse al año 2009 para encontrar unos datos de lista de espera mejores que los que se han conseguido al finalizar el ejercicio anterior”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios