www.clm21.es
XIII Consejo de Gobierno de carácter itinerante, celebrado en Tomelloso el pasado martes 13 de febrero
Ampliar
XIII Consejo de Gobierno de carácter itinerante, celebrado en Tomelloso el pasado martes 13 de febrero

PP y PSOE debaten sobre sanidad y financiación, con Ciudadanos y Podemos como invitados de piedra

jueves 15 de febrero de 2018, 20:49h
Ha sido la semana del martes y trece y la de Liberbank. Los últimos movimientos y datos de la entidad financiera avanzan en la línea adelantada por clm21.es de una posible venta del banco más pequeño que cotiza en bolsa. Ha engullido al banco Castilla-La Mancha, se ha saneado a costa de una ampliación de capital, ha reducido la plantilla y estancado los costes laborales y la cuenta de resultados indica que el banco ingresa menos por su negocio recurrente (el margen de explotación ha caído un 56% en el último año)… Todo listo para la venta.

Antecedentes: Tres de febrero, el secretario general de los socialistas castellano-manchegos y presidente de la Junta de Comunidades, Emiliano García-Page, lanza en Puertollano la campaña de su partido para pedir justicia e igualdad en la financiación autonómica. Doce de febrero, Rajoy reúne a los presidentes autonómicos de su partido. Hablan de financiación autonómica. Martes 13, el presidente del gobierno de Castilla-La Mancha reúne a su gobierno en Tomelloso. El comunicado oficial de esa reunión comienza: “El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha advertido hoy que “mal camino se lleva” cuando se quiere hablar de cuestiones institucionales como la financiación autonómica “en clave de partido”, y no en el foro que corresponde para tratar acuerdos institucionales autonómicos como es el Consejo Territorial de Hacienda y la Conferencia de Presidentes”… Nada que añadir.

A nivel de calle ha crecido la desconfianza de los ciudadanos hacia el sistema de salud. Los pacientes que han aguantado estoicamente el deterioro del servicio, el aumento de las listas de espera, los colapsos de urgencias… no han asimilado el hecho de que el gobierno tenga contratados a médicos especialistas que no tienen el título homologado. Tal ha sido el impacto, que la directora del SESCAM ha tenido que comparecer públicamente para -como ella mismo ha dicho- “tratar de quitar ruido”. El día elegido para tratar de calmar los ánimos: el martes y trece.

Mientras la directora del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha habla con los medios de comunicación para tratar de frenar los focos de alarma social que ha creado el hecho de que algunos médicos a los que el SESCAM tiene contratados no tengan la titulación homologada, en la delegación del gobierno, el secretario de estado de Hacienda habla de los mecanismos de financiación que el gobierno central emplea y que han beneficiado a Castilla-La Mancha.

Ha sido un martes de libro en materia de comunicación política, en el gobierno se trata de minimizar el impacto del hecho de tener contratados a especialistas sanitarios sin el título homologado. Se habla de legalidad, de capacidad… La desconfianza ciudadana se ha producido a partir de una denuncia de un jefe de servicio del hospital de Puertollano, que ha sido difundida por los principales medios nacionales y amplificada por el PP regional. En el PP se da la primera respuesta a la campaña sobre financiación. El PP tiene una baza y es que no apoyó el actual sistema de financiación, que el presidente García-Page sí apoyó en su día y que ahora dice que es injusto y no es igualitario… Han sido los movimientos de reacción. Esto no ha hecho más que empezar.

Podemos y Ciudadanos, fuera de juego. Nada sobre sanidad, nada sobre financiación… Nada de nada. Las noticias que llegan de los últimos en llegar no va sobre los ciudadanos, van sobre ellos, sobre la ley electoral y esas cosas.

Se atisba una nueva estrategia en el gobierno del presidente García-Page. En vez de hablar de la gestión del gobierno de Castilla-La Mancha (los datos no acompañan) van a abrir brecha con el gobierno central a cuenta del impacto en Castilla-La Mancha de la gestión del gobierno de Rajoy en algunos temas que estiman puede dar réditos electorales: seguridad ciudadana, agua… Y se retoma el almacén de residuos nucleares.

Y el martes y trece el presidente advirtió a la Universidad que o hay acuerdo sobre el mapa de titulaciones o no habrá financiación adicional y provocará su asfixia financiera para luego acudir a su rescate. García-Page quiere asegurarse el control de la Universidad. Además quiere hacer de Talavera uno de los territorios electorales claves para las próximas autonómicas, aunque para ello tenga que estrangular a la Universidad… Tolerancia, diálogo, respeto y objetividad.

Y en estas va el Gobierno y se pone la venda o se pega un tiro en el pie filtrando que la Universidad cerró el año con un déficit oculto de 25 millones de euros, que ha aflorado la intervención de la Junta de Comunidades. Ahora sólo hace falta saber si la Junta reflejará esa situación en las cuentas de la Comunidad Autónoma, porque ello supondría que Castilla-La Mancha habría vuelto a in cumplir el objetivo del déficit. Cabe preguntarse si el gobierno ha utilizado a la Universidad para responsabilizarla del déficit de la Junta. No sería la primera vez. Ya lo intentó año pasado. (Véase la información publicada el 31 de marzo de 2017 por nuestro periódico).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios