www.clm21.es

referéndum

Tras conocerse que la negociación de Sánchez con Esquerra contempla una consulta a la ciudadanía catalana, volvían a resonar los ecos de la advertencia dada por Emiliao García-Page sólo unos días antes “emplearé mis atribuciones constitucionales", en referencia a posibles acuerdos sobre Cataluña”. En el día de ayer Inés Arrimadas, a la cabeza de Ciudadanos por el momento, no dudaba en levantar el teléfono para reclamar el apoyo de Lambán y Page frente a los últimos movimientos de Pedro Sánchez. La respuesta de ambos es clara: No hay que dejar que la formación de gobierno dependa de los indopendentistas y para ello animan a la formación naranja a facilitar la investidura. Hoy mismo el presidente de Castilla-La Mancha ha difundido un comunicado en el que expresa su confianza en las negociaciones y las explicaciones que sobre éstas ha adado José Luis Ábalos, pero el mensaje es contundente: "Lo que afecta al conjunto de España debe ser objeto de valoración y votación de todas y de todos los españoles. No se pueden hacer consultas de territorios por separado".

Crónica Política: Semana por la izquierda y por la derecha ultraconservadora

  • En el PP preocupa que el juicio a los independentistas en el Supremo se convierta en plataforma electoral de Vox, que ejerce la acusación particular

Las claves de la semana llevan acento catalán y acento económico. Y sobre el escenario político cobran fuerza dos personajes como actores principales. Uno hasta ahora no muy conocido, Javier Ortega Smith, secretario general de Vox, y el otro Emiliano García-Page, secretario regional del PSOE de Castilla-La Mancha y presidente de nuestra Comunidad. El primero, por el protagonismo mediático que, en su calidad de acusación particular, le dará el juicio a los líderes independentistas en el Supremo. El otro, por el malestar existente en el socialismo español por los últimos movimientos de Pedro Sánchez en Cataluña. Cada vez son más las voces críticas dentro del PSOE contra su secretario general y presidente de España. Dentro del socialismo español se mira a Castilla-la Mancha. Los barones se revuelven y no ocultan su malestar con Sánchez. El socialismo nacional pone la vista en García-Page y empieza a preparar el recambio a Pedro Sánchez. Y hay quien está a la espera del gesto o la señal del presidente castellano-manchego.

Resaca tras la jugada del vicepresidente segundo del Gobierno en torno a la reunión con el vicepresidente del gobierno catalán, Oriol Junqueras para "poner de manifiesto la voluntad de ambos gobiernos en la defensa de la democracia y las libertades y la búsqueda del diálogo". A lo largo de la mañana se ha mantenido la tensión política. El Partido Popular ha vuelto a pedir el cese de García Molina y ha recordado que entre sus funciones está la de representación institucional del gobierno regional, el PSOE ha establecido un paralelismo con la reunión de Soraya Sáenz de Santamaría con Junqueras y el vicepresidente primero del gobierno ha manifestado públicamente su apoyo a la actuación del Gobierno de España. Mientras tanto, tanto José García Molina como Podemos se mantienen en silencio.

David Llorente, el portavoz de Podemos en el Parlamento de Castilla-La Mancha, donde la formación está en el gobierno en coalición con el socialista García-Page ha llamado a apoyar el referéndum ilegal de Cataluña “frente a la represión del PP y el silencio cómplice del PSOE”.

El PP pide a García-Page que cese a su vicepresidente por su defensa de la consulta de autodeterminación

La tensión del referéndum de Cataluña y la necesidad de mantener una posición firme contra la consulta ilegal de autodeterminación ha llevado al Partido Popular de Castilla-la Mancha a pedir el cese inmediato del vicepresidente segundo del gobierno de García-Page, el secretario general de Podemos, García Molina, por ser firme defensor del referéndum. El PP consciente de que este es uno de los más graves problemas del país ha expresado su disposición de dar estabilidad al gobierno regional, si su presidente Emiliano García-Page dicta el cese del vicepresidente de su gobierno que defiende la consulta
  • 1

García-Molina tiene atribuidas las competencias de relaciones institucionales

La presidenta del Grupo Popular ha pedido a García-Page que cese a José García Molina, su vicepresidente segundo y responsable de las relaciones institucionales, tras el encuentro que mantuvo con su homólogo de Cataluña, Oriol Junqueras. Guarinos ha exigido a García-Page que abandone la ambigüedad y que tome esta medida además de que comparezca de forma inmediata en las Cortes para explicar la situación.

El vicepresidente segundo del Gobierno de Castilla-La Mancha, José Molina se reúne a las 12,30 con el vicepresidente de la Generalitat catalana, Oriol Junqueras, en la sede de la Consellería de Vicepresidencia y Economía en Barcelona, para "poner de manifiesto la voluntad de ambos gobiernos en la defensa de la democracia y las libertades y la búsqueda del diálogo" tras lo que realizarán una rueda de prensa, según un comunicado de Podemos.

La casualidad ha querido que las declaraciones del secretario del PP, Vicente Tirado, a Castilla-la Mancha Media en las que criticaba con dureza que existan miembros en el Gobierno de García-Page “que estén a favor del derecho a decidir en Cataluña” hayan coincidido con la actuación de la guardia civil en varias consejerías de la Generalitat para evitar que finalmente se celebre la consulta el 1 de octubre tal y como ha dictaminado el Constitucional.