www.clm21.es

Vacaciones

Los alojamientos de turismo rural de la Comunidad confían en las operaciones de esta Semana Santa para poder recuperar parte de los ingresos perdidos en el último año, en el que han cerrado 234 establecimientos y se han perdido más de 300 empleos. Los datos de febrero no han podido ser más desoladores. Si el año pasado en ese mes se registraban 14.206 turistas, en el de este año apenas han sido 1.450. De las 29.782 pernoctaciones se han pasado a las 9.268. Esa caída de más de 20.500 noches supone una pérdida de ingresos sólo en el mes pasado cercana al millón de euros.

  • 1