www.clm21.es

residencias de mayores

La consejera de Bienestar Social de Castilla-La Mancha, Bárbara García, ha indicado este miércoles que la afección de COVID en las residencias de mayores de la Comunidad Autónoma "no es exageradamente alarmante y grave" actualmente, al margen de que la situación de algún mayor, por otras patologías, pueda complicarse.

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha arremetido este lunes contra la ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, y contra el nuevo modelo "arriesgado" que aspira a imponer en las residencias de personas mayores, pues considera que "si no se hacen las cosas bien, puede poner en riesgo miles y miles de puestos de trabajo vinculados al en sector privado del ámbito residencial y de la tercera edad".

El presidente de Castilla-La Mancha ha avanzado este lunes que los resultados de las medidas sanitarias acordadas por el Ejecutivo regional para encarar la sexta ola de COVID-19, van a permitir que esta semana, en concreto el jueves, se eliminen las restricciones sanitarias en las residencias de mayores.

El Gobierno de Castilla-La Mancha, tras dictar auto la Sección 1ª de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha, se ha visto obligado a rectificar una de las medidas adoptadas para frenar el COVID-19 en centros, servicios y establecimientos de servicios sociales de tal manera que las personas que ingresen de nuevo o reingresen en el centro con una PDIA negativa no permanecerán en cuarentena durante cinco días.

Este lunes el Diario Oficial de Castilla-La Mancha ha publicado las nuevas medidas contra la expansión del coronavirus a poner en marcha en las residencias de mayores de la Comunidad Autónoma, resolución de la Consejería de Bienestar Social que entra en vigor este lunes y que llega después de que el Tribunal Supremo avalara al Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha para tumbar algunas partes de la anterior normativa, como la obligación de cribar a los trabajadores de estos centros residenciales.

El Sindicato de Enfermería, SATSE, ha reclamado la convocatoria urgente y extraordinaria de una reunión conjunta de los Consejos Interterritoriales de Sanidad y Servicios Sociales, para que, una vez finalizada ya la vacunación del Covid-19 en las residencias de mayores, todas las administraciones competentes acuerden la puesta en marcha de las actuaciones ya comprometidas de cara a mejorar la atención y cuidados en estos centros asistenciales, sean de carácter público, privado o concertado.

El diputado regional de Ciudadanos en las Cortes de Castilla-La Mancha David Muñoz Zapata ha advertido hoy que su formación será "implacable con la gestión del Gobierno regional, y de la consejera de Bienestar Social, en concreto, en lo que a la gestión de las residencias de mayores durante esta pandemia se refiere". El diputado de centro ha explicado que cuando se producen más de 3.000 muertes en residencias, "este Gobierno lo mínimo que puede hacer es dar explicaciones y aportar documentación".

La Asociación de Castilla-La Mancha de Residencias y Servicios de Atención a los Mayores (ACESCAM-Lares en Castilla-La Mancha), valora que el Gobierno de Castilla-La Mancha y su presidente, Emiliano García Page, haya asegurado que se van a impulsar un paquete de medidas de manera urgente en el ámbito de los centros residenciales y de atención a los dependientes con el objetivo de asegurar su viabilidad económica para garantizar una adecuada atención a las personas a la que cuidan.

Los usuarios de los centros residenciales de Castilla-La Mancha van a recuperar a partir de este viernes la "normalidad" tanto en las salidas como en las visitas. Esta eliminación de restricciones entrará en vigor el día 18, tras decaer el jueves la resolución vigente que las limitaba a dos por semana, a fin de contener los contagios en estos espacios asistenciales.

El director de Salud Pública de Castilla-La Mancha, Juan Camacho, ha asegurado este martes que el Ejecutivo autonómico se abre a acometer "cierta flexibilización" en el régimen de visitas de las residencias de mayores, toda vez que los datos evidencian una estabilización de los contagios y, por tanto, una bajada del número de casos entre los usuarios de estos centros.

La Consejería de Sanidad ha aprobado medidas para los centros, servicios y establecimientos de servicios sociales en el ámbito territorial de la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por la COVID-19. Por ello, limita el número de visitas a una por residente y semana, y de duración máxima de dos horas.

El Sindicato de Enfermería, SATSE, ha propuesto a la ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, distintas medidas y actuaciones para cambiar el actual modelo de residencias de mayores existente en nuestro país y que las enfermeras, enfermeros y fisioterapeutas que prestan su atención y cuidados en estos centros sociosanitarios mejoren sus condiciones laborales y profesionales. Asimismo, ha reclamado la realización de auditorías exhaustivas e independientes en todos los centros sociosanitarios, ya sean públicos, privados o concertados, cuyas conclusiones se hagan públicas, y que se establezcan protocolos y normas básicas de obligado cumplimiento en aspectos tales como la atención sanitaria y cuidados, higiene, alimentación, ocio y tiempo libre, ejercicio y apoyo psicológico de los mayores residentes.

“Es intolerable que un Gobierno que va dando lecciones de progresismo haga una gestión tan nefasta de la pandemia en las residencias de mayores, dejando abandonado al sector más vulnerable y el que con mayor crueldad está sufriendo los efectos del Covid”. Con esta contundencia se ha manifestado este martes la líder de Ciudadanos en Castilla-La Mancha, Carmen Picazo, que ha mantenido una reunión de trabajo con la directora de promociones sociales de El Casar, Paloma González, junto a la vicepresidenta segunda de la Diputación de Guadalajara, Olga Villanueva.

El gobierno aprobará el viernes más inversión en educación, sanidad y empleo

El jefe del Ejecutivo autonómico ha anunciado “una segunda tanda de pruebas a todos los trabajadores de las residencias que se incorporen de las vacaciones o que lleguen nuevos” y que se realizarán, “indistintamente”, tanto en los centros públicos como privados.

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha avanzado, esta mañana en Puertollano (Ciudad Real), que el Gobierno autonómico ratificará, este viernes, en reunión del Consejo de Gobierno extraordinario, una inversión de 16 millones de euros destinada a la “digitalización de nuestras aulas”, a través de la adquisición de 57.000 dispositivos electrónicos.

El Consejo de Gobierno ha dado esta semana el visto bueno a una inversión de 11,4 millones de euros destinados a diferentes medidas en materia de Bienestar Social de las que ha informado la consejera de Igualdad y portavoz, Blanca Fernández. Por un lado, el Consejo de Gobierno ha tomado en conocimiento una serie de contrataciones de emergencia por importe de 1,1 millón de euros llevadas a cabo hasta el 18 de junio con motivo de la crisis sanitaria ocasionada por la COVID19. Estas contrataciones, ha explicado la portavoz, han sido de diferentes tipos: las primeras, las relativas a la contratación de plazas residenciales en la ‘Residencia de Mayores Villacañas’, en Villacañas (Toledo) y en la ‘Residencia de Mayores Santo Cristo Sahuco’ de Peñas de San Pedro (Albacete), que se han convertido en espacios estratégicos en la lucha contra el coronavirus y que están destinados a personas que, tras ser dadas de altas en hospitales, no pueden volver a su lugar de origen (residencia o domicilio) por motivos de aislamiento, pérdida de soporte de cuidados, también por situaciones de urgencia social o modificaciones en las condiciones de la residencia de origen.