www.clm21.es
LOS CASTELLANO-MANCHEGOS DEBEN TRABAJAR 134 DÍAS PARA PAGAR LAS DEUDAS DE SU GOBIERNO REGIONAL
Ampliar

LOS CASTELLANO-MANCHEGOS DEBEN TRABAJAR 134 DÍAS PARA PAGAR LAS DEUDAS DE SU GOBIERNO REGIONAL

jueves 05 de enero de 2017, 08:00h

Los castellano-manchegos tendríamos que trabajar durante 134 días para poder pagar la deuda contraída por nuestro gobierno regional. El cálculo lo ha realizado la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AiREF), un organismo técnico imparcial y sin vinculaciones con el gobierno. Según la AiREF sólo los valencianos, que deberían trabajar 157 días, y los catalanes, que debería hacerlo 138, tendrían que dedicar más esfuerzo a cubrir la deuda de sus respectivos ejecutivos autonómicos.

Dice la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal que la deuda autonómica “se concentra en el arco mediterráneo y Castilla-LaMancha”. Y si bien a final del tercer trimestre de 2016 la deuda se redujo 841 millones en el conjunto de las Comunidades Autónomas, creció en otras, entre ellas la nuestra. Y dice más, que en la previsión de cierre del año pasado, nuestra Comunidad incumplirá el objetivo de deuda en 2016, al alcanzar -según esas previsiones- el 36,8 por ciento del PIB, récord histórico y porcentaje alejado del límite establecido en el 33 por ciento.

El dato supone que nuestra Comunidad, a falta de conocerse los datos definitivos, habría aumentado su deuda en 2016 hasta alcanzar los 14.125 millones de euros, cantidad a la que habría que sumar la deuda no financiera, para saber exactamente qué cantidad debe la Junta de Comunidades a las entidades financieras, a los proveedores y a otros terceros.

El horizonte 2020 contemplado en la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera fija el tope de deuda de las regiones españolas en esa fecha en el 13% del PIB. Sin embargo, la AiREF calcula que el grueso de las regiones españolas no alcanzaría esa cifra hasta 2039 y en el caso de Castilla-La Mancha y las regiones del arco mediterráneo nos iríamos más allá del año 2045.

A finales del tercer trimestre, nuestra Región tenía el 35,9. Y este organismo independiente de cualquier gobierno, ya anticipa que nuestra Comunidad no va a cumplir ni de lejos con este objetivo. Los estudios de la AIREF sitúan nuestra deuda a finales de 2019 en el 35,3 por ciento del PIB regional, tras una evolución que arranca con el 36,8 % de 2016, un crecimiento de 1 punto respecto a 2015.

La AiREF da una receta que gusta poco al gobierno, contener la evolución presupuestaria, o lo que es lo mismo gastar menos en los próximos años para poder sanear las finanzas públicas regionales. Hay que tener en cuenta que según la agencia Moody’s, la deuda de Castilla-La Mancha tiene el rango Ba2 (5), contiene elementos especulativos altos y está sujeta a riesgo crediticio sustancial. En esa misma situación se encuentran Valencia, Murcia. Para Fitch la deuda de nuestra Comunidad es solvente aunque es muy sensible a los cambios adversos de la coyuntura económica. De hecho, Fitch la sitúa al mismo nivel que las del resto de Comunidades a las que califica, con excepción de Cataluña, cuya deuda es considerada con riesgo de impago.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(1)

+

0 comentarios