www.clm21.es
FEDEA vaticina que CLM cerrará el año con un déficit de 420 millones, 2,5 veces más del límite establecido para las CCAA
(Foto: FEDEA)

FEDEA vaticina que CLM cerrará el año con un déficit de 420 millones, 2,5 veces más del límite establecido para las CCAA

martes 13 de noviembre de 2018, 10:00h
La gestión de los ingresos y gastos del gobierno regional durante el mes de octubre, que se conocerá en los próximos días, vendrá a arrojar luz sobre la situación de las finanzas públicas y sobre la posibilidad o no de que finalmente Castilla-La Mancha cumpla el objetivo de déficit del 0,4%. En marzo ya rebasó ese límite y no lo ha logrado rebajar en ninguno de los meses siguientes. El observatorio fiscal de la Fundación Española de Economía Aplicada (FEDEA) vaticina que Castilla-La Mancha incumplirá el objetivo de déficit para este año del 0,4% y que el desfase entre ingresos y gastos llegará a alcanzar los 420 millones de euros, el 1% de su Producto Interior Bruto.
Esa predicción la hace sobre la base de los datos a finales de julio, cuando nuestra Comunidad cerró con un desfase del 0,47%. Según los investigadores de FEDEA, Castilla-La Mancha será la cuarta región con peores datos en cuanto al objetivo de sostenibilidad y la media del déficit del sector autonómico se situará en el 0,3%. Por detrás de Castilla-La Mancha se situarán Baleares, Valencia y Murcia.

Castilla-La Mancha cuenta en 2018 con un 4% más de fondos procedentes de su principal fuente de financiación: el Estado, a través de las entregas a cuenta y de las liquidaciones de años anteriores. Es la sexta región con un mayor incremento, por detrás de Canarias, Baleares, Madrid, Aragón y Murcia. No ocurre lo mismo con el resto de ingresos, donde hasta julio la variación había sido del 6,8%, mientras que la de la media autonómica se situaba en el 12%.

A pesar de la mayor financiación, el gobierno mantiene un mayor ritmo de gasto. El crecimiento se sitúa en el 6,3% y es el tercero más elevado de España. Esta situación ha llevado a Castilla-La Mancha a ser, hasta julio, la tercera región con mayor déficit. FEDEA estima que a final de año los ingresos de nuestra Comunidad en término de contabilidad nacional crezcan un 5,2% respecto al año pasado, mientras que los gastos lo hagan en un 7,1%. En 2017, Castilla-La Mancha incumplió el objetivo de estabilidad establecido en el 0,6% del PIB, al rebasar el 0,7%.

El estudio de FEDEA, que está fechado en noviembre, ha tomado como base los datos hasta julio. Sin embargo, los datos de déficit de agosto y de ejecución presupuestaria de septiembre adelantados por clm21.es apuntan a que el gobierno regional habría frenado en seco el gasto en el tercer trimestre del año, mediante el recorte de algunas partidas de los servicios públicos y de un fuerte incremento de los ingresos, rebajando el déficit a finales de septiembre al entorno del 0,2%. Por lo que el resultado dependerá particularmente del flujo de ingresos en el último trimestre y de la capacidad del gobierno para contener el gasto hasta el 31 de diciembre. Así las cosas, cobran interés los datos sobre la gestión económica del gobierno regional en octubre, que se harán públicos esta semana o la que viene. Hay que tener en cuenta que una de las razones del incremento de los ingresos en septiembre fue la puesta al día de las entregas a cuenta por el Estado tras la aprobación a finales de junio de los Presupuestos Generales.

Por otro lado, un dato que llama la atención es que el gobierno regional mantiene sin publicar en el portal de transparencia los datos de estabilidad de los meses de junio, julio y agosto, meses en los que alcanzó unos déficits del 1,07%, 0,47% y 0,43%, respectivamente.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de clm21

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.