www.clm21.es

Incarlopsa

30/01/2023@12:08:14
Incarlopsa se apunta a la elaboración de proteínas de nueva generación mediante el reciclaje de los residuos y subproductos con el fin de crear alimentos de gran valor. Según la publicación especializada en información económica sectorial, la compañía manchega se ha asociado con la navarra Moa Foodtech, una tecnológica que combina biotecnología e inteligencia artificial para transformar la industria agroalimentaria en más moderna, sostenible y eficiente, mediante creación de proteínas de nueva generación con un alto valor nutricional.

Incarlopsa, compañía castellanomanchega líder en la producción y elaboración de productos cárnicos porcinos, participa en el proyecto de investigación “HE-FARM. De la granja a la mesa a través de un entorno sano y resiliente”, una iniciativa enmarcada en el Programa de Investigación e Innovación Horizon Europe, que busca desarrollar y validar una metodología que evalúe el estado de bioseguridad en granjas de porcino y avícolas, reduciendo las vías de entrada y transmisión de distintos patógenos en todas las fases de la cadena de producción.

Incarlopsa mantiene su estrategia de crecer en el mercado exterior que ya representa el 9% de su facturación. Con ese objetivo y bajo el lema ‘We are the Hampions’, en referencia a la posición de liderazgo de la compañía en la producción de jamón serrano, la empresa castellanomanchega ha reforzado su asistencia a la cita mundial más importante del sector agroalimentario, SIAL, que se celebra en París hasta el 19.

Incarlopsa, la principal compañía de Castilla-La mancha y líder en la producción y elaboración de productos cárnicos porcinos, continua avanzando en la implementación de su estrategia global para eliminar el desperdicio alimentario derivado de la actividad de la compañía. En 2021, redujo este parámetro un 20,8% respecto al ejercicio anterior, con lo que el volumen de desperdicio alimentario disminuyó en 296,2 toneladas. En términos de impacto medioambiental, este esfuerzo se ha traducido en evitar la emisión de unas 38,5 toneladas de CO2 equivalente a la atmósfera.

La mayor empresa de Castilla-La Mancha por volumen de ventas y beneficios, Incarlopsa, facturó el año pasado 927,6 millones de euros, un 5,1% por encima de la los 882,6 millones de 2020. La generación de valor de la compañía representa el 1,8% del PIB de nuestra Comunidad. La compañía figura entre las 300 más grandes de España

Endesa, a través de su filial de servicios energéticos Endesa X, ha puesto en marcha dos nuevas plantas de autoconsumo solares para Incarlopsa, el grupo castellano-manchego de productos cárnicos porcinos.

Incarlopsa ha puesto en marcha un proyecto de investigación para la valorización de los subproductos generados por su actividad industrial. El objetivo de la nueva línea de estudio bautizada como “Valor4meat” es conseguir el desarrollo de materiales sostenibles a partir de los residuos.

La empresa cárnica Incarlopsa acaba de certificar la huella de agua de sus instalaciones productivas situadas en Castilla-La Mancha y Castilla y León, dentro de su política medioambiental y en su modelo de desarrollo sostenible.En concreto, la certificación aplica para las instalaciones situadas en Tarancón (matadero, planta de corte y envasado de producto fresco, fábrica de elaborados, planta de empaquetado y reparto y secadero de jamones), en la provincia de Toledo (secaderos de Olías del Rey y de Corral de Almaguer) y en la localidad salmantina de Guijuelo (fábrica de embutido ibérico). La compañía sigue trabajando para certificar la huella de agua de sus instalaciones situadas en Andalucía.

La mayor empresa de Castilla-La Mancha por volumen de ventas y beneficios, Incarlopsa, tiene activas 12 ofertas de empleo para trabajar en diferentes áreas de la compañía con sueldos de hasta 2.300 euros al mes.

El aumento de los precios de las materias primas, de la energía y de la distribución se dejan sentir en las cuentas de Mercadona de 2021. La principal empresa de nuestra Comunidad redujo su margen comercial al no trasladar la subida de costes a sus precios finales, lo que se tradujo en una reducción del beneficio neto desde los 36,4 millones de 2020 a los 20,4 de 2021, a pesar del aumento de su cifra de negocio.

La mayor empresa de Castilla-La Mancha por volumen de ventas y beneficios, Incarlopsa, acaba de publicar 11 ofertas de empleo para trabajar en diferentes áreas de la compañía con sueldos que escalan hasta los 2.250 euros al mes.

Incarlopsa mantiene su inversión en instalaciones de energía solar para el autoconsumo, que ya alcanza los 5 millones de euros. Tras la puesta en marcha de las dos plantas en los secaderos de Tarancón y Olías el pasado mes de enero, ahora ha llevado a cabo el proceso en el de Corral de Almaguer y en su fábrica de elaborados de Tarancón. Con estos últimos proyectos la instalación de energía solar alcanza ya los 9,60 MWp de potencia y unos 14 GWh de producción anual y con ellos la compañía prevé cubrir hasta el 18% de su demanda energética.

Algunas asociaciones se han movilizado contra el proyecto de la compañía Icpor (Integración Porcina del Cerdo Blanco e Ibérico, del grupo Incarlopsa) de establecer tres granjas en Huete (una) y Portalrubio de Guadamejud (dos). El proyecto que empezará a construirse en noviembre contempla un volumen de cebo de 18.500 cerdos al año.

El Consorcio del Jamón Serrano Español (CJSE), ha comercializado 155.098 piezas durante el primer trimestre de 2022. Bajo esta denominación se agrupan 27 compañías del sector, que representan el 60% de la producción y el 65% de las exportaciones. Entre ellas hay ocho de Castilla-La Mancha, en las que destacan Incarlopsa, Tello, Sánchez Alcaraz o España e Hijos.

Con un presupuesto de cerca de 1,2 millones de euros, Incarlopsa investiga el desarrollo de nuevas tecnologías para mejorar la calidad higiénica de las instalaciones del sector. La compañía castellano-manchega líder en la producción y elaboración de productos cárnicos porcinos, ha puesto en marcha Visionmeat, un proyecto de innovación centrado en el desarrollo de un nuevo sistema de control de la higiene de sus productos y de las superficies críticas de las plantas de producción que permitirá detectar en tiempo real una posible contaminación microbiana, de modo no destructivo ni invasivo, utilizando tecnologías multiespectrales en combinación con la inteligencia artificial.