www.clm21.es

banco de españa

La vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y para la Transformación Digital, Nadia Calviño, ha afirmado este jueves que, en un contexto de incertidumbre como el actual, "no le sorprende" que la previsión de crecimiento del Banco de España para 2023 (1,4%) difiera de la proyectada por el Gobierno (2,1%), y ha subrayado que "lo importante es lo que marcan" estas previsiones: que España va a seguir creciendo.

El Banco de España ha elevado su previsión de crecimiento para la economía española al 4,5% este año, cuatro décimas más respecto a sus anteriores estimaciones de junio, pero ha recortado 1,4 puntos las de 2023, hasta el 1,4%, muy por debajo del 2,1% estimado por el Ejecutivo. Para 2024, prevé un crecimiento del 2,9%, tres décimas más.

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, ha anticipado este lunes que el organismo prevé revisar a la baja sus estimaciones sobre el crecimiento económico en 2023 y al alza las previsiones sobre la inflación para los años 2022, 2023 y 2024, en línea con las realizadas para el área del euro.

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, ha indicado este lunes que los últimos datos del mercado laboral apuntan a una desaceleración de la creación de empleo y los indicadores de confianza más recientes anticipan una "pérdida de dinamismo" de la actividad y del gasto de los agentes.

El incremento acumulado del Índice Armonizado de Precios de Consumo (IAPC) excluidos energía y alimentos durante los últimos tres años -entre julio de 2019 y julio de 2022- ha sido del 6% y del 5,3% en el área del euro y en España, respectivamente, frente a aumentos en torno al 3% en ambas áreas si se considera el incremento de los tres años anteriores a la pandemia.

El director general de Economía y Estadística del Banco de España, Ángel Gavilán, prevé una desaceleración de la actividad económica, penalizada por los mismos "vientos en contra" que pesan sobre las perspectivas mundiales y europeas, como son la inflación, la incertidumbre, la crisis energética o el endurecimiento de las condiciones financieras.

Las familias estarían anticipando un dinamismo significativamente menor de su consumo en términos reales y unas tasas de ahorro ligeramente más reducidas tras el inicio de la guerra en Ucrania y ante el actual episodio de fuertes presiones inflacionistas, según el informe 'El impacto del repunte de la inflación y de la guerra sobre las perspectivas económicas de los hogares españoles', publicado este martes por el Banco de España.

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, ha sostenido que la revisión prevista por parte de la institución de las perspectivas de crecimiento del PIB de 2022 podría ser ligera y "algo más pronunciada" para 2023.

El crédito concedido por las entidades financieras a las familias e instituciones sin ánimo de lucro residentes en España subió un 0,7% en agosto respecto al mismo mes del año pasado, hasta los 703.218 millones de euros, mientras que la financiación a las empresas se incrementó un 1,4%, hasta 947.366 millones de euros, según los datos publicados este lunes por el Banco de España.

Cerca de 200 empresarios de la región se han dado cita en el desayuno empresarial organizado por Globalcaja, entidad financiera líder de Castilla-La Mancha, y el Consejo de Cámaras de Comercio de Castilla-La Mancha, en el que ha impartido una conferencia el Gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en su primera visita a nuestra región.

Durante 2021, el Banco de España contabilizó en nuestra Comunidad 1.313 quejas de usuarios de entidades financieras, que suponen el 3,82% de las 34.330 presentadas en todo el país, casi 20.000 más de las registradas dos años antes, en 2019. Además, el regulador atendió 48.955 consultas de los clientes.

El director general de Economía y Estadística del Banco de España, Ángel Gavilán, prevé una desaceleración de la actividad económica, penalizada por los mismos "vientos en contra" que pesan sobre las perspectivas mundiales y europeas, como son la inflación, la incertidumbre, la crisis energética o el endurecimiento de las condiciones financieras.

El número de billetes de 500 euros en circulación en España se situó en el mes de julio en 13,1 millones, aproximándose al mínimo histórico alcanzado hace 20 años, cuando el euro entró en circulación y la cifra de los billetes 'morados' era de 12,7 millones.

Los precios del aceite han aumentado un 56% en España desde el principios de 2021, cuando comenzó la escalada de precios de las materias primas alimenticias, mientras que los cereales se han encarecido un 17%, los lácteos y huevos, un 16%, y la carne, un 10%.

La deuda del conjunto de las administraciones públicas alcanzó en mayo los 1,456 billones de euros, nuevo máximo histórico, tras crecer casi un 0,8% en tasa mensual, después del descenso que registró en abril, el primero en los últimos seis meses, según los datos publicados este martes por el Banco de España.