www.clm21.es

Caja Castilla La Mancha

Liberbank, la entidad que engloba a la que fuera Caja Castilla-La Mancha y a buena parte de su personal, ha abonado a sus empleados la nómina íntegra del último mes por primera vez desde 2013, año en el que comenzó a aplicar recortes en las remuneraciones de su plantilla, una práctica que ha costado a la entidad numerosos litigios. Ahora, a las puertas de dar las últimas puntadas a la fusión con Unicaja, Liberbank elimina esta política salarial y no sólo eso, la entidad se ha comprometido a pagar lo atrasado.

  • El reparto de poder vendrá determinado por el resultado de las auditorias previas a la fusión

Si hay una cuestión en la que están de acuerdo Unicaja y Liberbank es en reducir costes de explotación, fundamentalmente mediante el adelgazamiento de la plantilla de la entidad resultante en un entorno del 10%. A finales de junio Liberbank (3.070 empleados) y Unicaja Banco (5.952) sumaban 9.022 trabajadores a los que habría que añadir otros 322 del grupo malagueño. Precisamente la disminución de los gastos y el aprovechamiento de las sinergias es la causa que está detrás de los procesos de fusiones de las empresas financieras que ven cómo sus ingresos por márgenes de intereses sufren con el precio del dinero en mínimos y que abordan con cautela su política de comisiones, la otra gran cuenta de ingresos, a fin de evitar la fuga de clientes a la competencia.

  • Datos de la entidad resultante: 96.000 millones en activos, 10.900 empleados, casi 1.900 oficinas, 67.000 millones en depósitos y casi 50.000 millones en créditos

Según la información avanzada por Expansión, los bancos Liberbank y Unicaja exploran la posibilidad de una fusión que daría lugar a la sexta entidad financiera del país, con casi 96.000 millones en activos, 10.900 empleados, alrededor de 1.900 oficinas y una cuota de mercado del 4%, aunque con diferente fuerza según los territorios. Unicaja tiene un tamaño de casi 1,5 veces el de Liberbank.

Caja Rural abandona su apellido de Castilla-la Mancha

Caja Rural ha abandonado su apellido, de Castilla-La Mancha, para pasar a tener una denominación social de Eurocaja Rural. La entidad incorporó el nombre de nuestra región a su denominación en un momento donde la entonces entidad de ahorro Caja Castilla-La Mancha estaba en un proceso de crisis y absorción por la entonces Cajastur. Una visión comercial muy oportuna que acaba de abandonar para posicionarse de cara a los procesos de fusiones que se avecinan. La entidad quiere seguir teniendo el mercado de Castilla-La Mancha y de los castellano-manchegos, pero sus directivos miran particularmente a las posibilidades que se abren fuera de la región.

Forma parte de la estrategia de reducción de activos de la entidad

Liberbank continúa con lo que desde la entidad denominan “una estrategia para acelerar la reducción de activos improductivos” y lo ha hecho mediante la venta a Haya Real State del 100% de su filial de gestión inmobiliaria, Mihabitans. El pasado 20 de junio la entidad bancaria en la que se integra la antigua Caja Castilla-La Mancha ya anunció el inicio de un proceso competitivo para vender la sociedad.

  • 1

Desde hace varios meses se especula en el panorama financiero sobre la posible fusión entre los bancos Liberbank y Unicaja, una operación que daría lugar a la sexta entidad financiera del país, con casi 96.000 millones en activos. Entre los grandes números de la fusión, los casi 2.500 empleados de ambas entidades que verán desaparecer sus puestos de trabajo.

Tras un largo proceso marcado por los contratiempos, esta decisión puede ser la definitiva

El polémico aeropuerto de Ciudad Real vive esta semana el enésimo capítulo de la historia interminable de su venta. El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 4 y de lo Mercantil de Ciudad Real, Carmelo Ordóñez, retrasó ayer la decisión de desestimar o aceptar la petición de la empresa adjudicataria provisional del aeropuerto (Ciudad Real International Airport), que pide más tiempo para efectuar el pago de los 56,2 millones de la operación de compra de la infraestructura.

Faltan días para conocer el auto de adjudicación

Se acerca el final del proceso de venta del aeropuerto de Ciudad Real que, como ya informó clm21.es, fue adjudicado en abril de 2016 por el juzgado de lo Mercantil de Ciudad Real a la sociedad Ciudad Real International Airport (CRIA), que concurrió junto a otras cuatro a la subasta para hacerse con la infraestructura en la fase de liquidación del procedimiento concursal de la sociedad propietaria. Fuentes judiciales aseguraron en noviembre que el proceso finalizará antes de que termine el año, tras varios retrasos debido a la complejidad de la escritura notarial.

Su ratio capital se sitúa en el 14% y su liquidez a corto en el 332%