www.clm21.es

deuda

El gobierno regional insiste en la necesidad de suavizar las condiciones de pago

27/08/2018@18:51:24
El último Consejo de Política Fiscal y Financiera, además de los temas de la agenda (ampliación de la senda de déficit), deja de fondo la grave situación financiera de algunas Comunidades como Castilla-La Mancha y Valencia, y la evidencia de que el gobierno central negociará bilateralmente con Cataluña en contra de los intereses del conjunto de las regiones, poniendo en difícil situación a las regiones gobernadas por el PSOE que han rechazado por activa y por pasiva que se lleve a cabo esa negociación a dos.

Durante los nueve primeros meses del año

La Comisión delegada de Asunto Económicos del gobierno de España ha asignado a nuestra región para los nueve primeros meses del año 1.300,8 millones de euros, de los que 1.080 están destinados a pagar los vencimientos de deuda; 182,5 millones para atender el déficit de 2018 y 38,5 para otros pagos. En total, los fondos asignados a las Comunidades Autónomas para los tres primeros trimestres del año ascienden a 24.203,1 millones de euros.

La agencia canadiense de calificación crediticia Dominion Bond Rating Service (DBRS) ve con buenos ojos la reestructuración de la deuda que tienen las Comunidades Autónomas y que en su mayoría están en manos del gobierno central, que la ha facilitado a través del Fondo de Liquidez Autonómica. El informe de DBRS llega tras el acuerdo de la Comisión Delegada del Gobierno para Asuntos Económicos con el que se establecía la senda para que las Comunidades Autónomas pudieran volver al mercado financiero a financiarse tras años de estar bajo el paraguas del gobierno central y del anuncio del gobierno central de una posible reestructuración de la deuda autonómica en sus manos.

Fracasa el Consejo de Política Fiscal y Financiera:

Poco antes de que se celebrara la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera, los consejeros de Hacienda de las comunidades gobernadas por el PSOE se reunían en Ferraz, el vicepresidente catalán escribía una carta renunciando a participar en la reunión y pedía una negociación bilateral y el nuevo gobernador del Banco de España pronunciaba su discurso en el Consejo de Estado. En todos los escenarios, un factor común: el reparto del dinero y del déficit público y la deuda.

La Región cierra el primer cuatrimestre del año con un déficit de 214 millones de euros

El deteriorado balance de las cuentas de la Junta de Comunidades se agravó al final del primer cuatrimestre. Castilla-La Mancha cerró abril con un déficit de 214 millones de euros. La cifra equivale al 0,51% del producto Interior Bruto (PIB) regional. El límite del déficit para las Comunidades Autónomas en 2018 está fijado en el 0,4% de su PIB (equivalente a 167 millones de euros). Castilla-La Mancha lo supera en un 27%. El incumplimiento del déficit obliga a realizar ajustes y recortes del gasto. Mientras el conjunto de regiones españolas han logrado reducir su déficit en tasa interanual un 33,33%, el gobierno del presidente García-Page ha aumentado el de Castilla-La Mancha en un 18,6%. La Comunidad con el saldo más saneado es País Vasco con un superávit de 418 millones de euros (0,56% de su PIB) y la que presenta más deterioro es Navarra con un déficit del 0,66% de su PIB que equivale a 137 millones. Castilla-La Mancha es la segunda Comunidad con mayor déficit.

Se mantiene como la segunda región con mayor deuda en relación al PIB

Durante el primer trimestre el gobierno de Castilla-La Mancha incrementó la deuda pública, que alcanza ya los 14.444 millones de euros, según la información publicada por el Banco de España relativa a la deuda pública de las diferentes administraciones españolas según el Protocolo de Déficit Excesivo.

Magdalena Valerio y Manuel González, los socialistas castellano-manchegos de confianza de Sánchez

Cuando José Luis Ábalos se reunió con los responsables del PSOE de Castilla-La Mancha el pasado 18 de abril en Toledo, las encuestas no pintaban bien para Pedro Sánchez. Apenas unos días antes El Mundo publicaba un sondeo de opinión que situaba al PSOE como tercera fuerza política. Sus compañeros de Castilla-La Mancha tenían otro estudio sociológico que les daba como primera fuerza en la región. Y sin complejos sacaron pecho y le dijeron a Ábalos que lo mejor que podría hacer Sánchez era dejarse llevar por los barones, que aprovechara el tirón de las autonómicas y municipales de 2019 para mejorar y poder llegar a La Moncloa, que siguiera la estela de García-Page.

De los 233,4 millones en facturas sin pagar, 65 millones se arrastran de años anteriores

Castilla-La Mancha mantenía a finales del primer trimestre del año una deuda no financiera de 326,7 millones de euros (0,78% de su PIB). De esa deuda no financiera 233,4 millones correspondía a facturas de proveedores que estaban pendientes de pago, es la denominada oficialmente deuda comercial, que representaba el 0,56% del PIB regional. Sólo Cantabria (0,79% del PIB), Comunidad Valenciana (0,73%), Cataluña (0,63%), Extremadura (0,62%) y Murcia (0,57%) presentaban un peso mayor de deuda con sus proveedores en relación al PIB.

PIB, empleo, exportaciones, inflación, endeudamiento público, dinamismo empresarial…

A pesar de los datos que apuntan a la desaceleración económica de la región, el gobierno regional y su presidente confían en que la situación no se deje notar mucho entre la opinión pública y poder llegar con cierta tranquilidad a las elecciones del próximo año. Hace ya varios meses que desde estas mismas páginas se ha venido avisando del escenario que ya tenemos encima y el gobierno, lejos de aplicar políticas para amortiguar la situación, se ha encomendado a que la economía mantenga un crecimiento que le permita generar empleo o, en su caso, que las ayudas públicas a las contrataciones temporales permitan maquillar los datos del mercado de trabajo.

Consulta la lista en el documento adjunto

Los ayuntamientos de Castilla-La Mancha tenían una deuda financiera de 701,91 millones de euros al final del año pasado. De esa cuantía, prácticamente la mitad del total correspondía a diez de los 919 municipios de la Comunidad. Para conocer la deuda de cada municipio puedes pinchar y consultar el archivo anexo a esta información.

La región ha pasado a ser la antepenúltima región en crecimiento y ha aumentado su paro un 12% en seis meses

El que se ha convertido en uno de los dos centros de estudios de cabecera del equipo económico del gobierno regional del presidente Emiliano García-Page, el BBVA Research, publicaba hace tres años los datos de la situación económica que se encontró el actual presidente cuando accedió al cargo: “La recuperación de la economía castellano-manchega se ha acelerado y la sitúa entre las regiones más dinámicas”. Este era el titular del informe de situación emitido el 10 de septiembre de 2015 con los datos registrados en el primer semestre de ese año, justo antes de que García-Page fuera investido presidente. Esa era la herencia que recibía el nuevo equipo.

El saldo presupuestario anticipa un elevado déficit de la Junta

El saldo no financiero del gobierno regional empeoró durante el último mes un 31,13%. A finales de mayo el gobierno regional había gastado 230,64 millones de euros por encima de lo que había ingresado. La cifra supera la que la Consejería de Hacienda tiene fijada para todo 2018. Las causas del elevado déficit son un exceso en el gasto de funcionamiento, el mayor coste financiero y un menor ingreso por los diferentes fondos de garantías de los servicios y suficiencia global, a la espera de la aprobación de los Presupuestos del Estado.

La cifra se preparó de cara a la negociación con Montoro sobre la financiación autonómica

El gobierno de Castilla-La Mancha ya le cuantificó a Montoro el déficit de financiación que tenían las Comunidades Autónomas: 17.000 millones de euros anuales. La cifra estaba reflejada en un estudio elaborado por el gobierno de García-Page. En el caso de Castilla-La Mancha el estudio estima, según declaraciones del propio consejero de Hacienda, que “la insuficiencia de recursos para poder prestar un nivel de servicios equivalente a la media nacional fue en 2015, el último año del estudio elaborado por la Consejería el pasado mes de marzo, de aproximadamente unos 1.100 millones (según el documento 1.149,5 millones)”.

En marzo había sobrepasado el límite para todo el año

Castilla-La Mancha es la Comunidad española con mayor déficit al final del primer trimestre del año. En esa fecha el gobierno regional ya había rebasado el objetivo de déficit para todo 2018. En concreto, a 31 de marzo el déficit de la Junta era de 189 millones de euros, el 0,45% del PIB. El límite de déficit para las Comunidades Autónomas para 2018 está fijado en el 0,4% del PIB.

Mantiene los “riesgos muy altos para la sostenibilidad financiera” de Castilla-la Mancha

El organismo independiente que vela por el cumplimiento de las reglas de estabilidad y sostenibilidad de las administraciones públicas españolas, la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), ha empeorado sus previsiones en comparación a las que hizo en octubre respecto al posible cumplimiento por Castilla-La Mancha de dos de los tres indicadores: déficit público y regla del gasto. Respecto a la deuda pública, mantiene que la región cumplirá el límite establecido, pero advierte del “riesgo muy alto de la sostenibilidad financiera” de la Comunidad.