www.clm21.es

pago a proveedores

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha valorado hoy que las facturas a sus proveedores se abonaran durante el pasado mes de mayo 11 días antes que la media de las Comunidades Autónomas.

El gobierno de Castilla-La Mancha volvió a rebajar en mayo el plazo de pago a sus proveedores, que quedó fijado en 23,65 días de media, el más reducido en lo que llevamos de año.

En medio de un fuerte incremento del gasto

  • La administración había abonado 511 de los 517 millones reconocidos y el SESCAM 386 millones de los 389 gastados en compra de bienes y servicios

A pesar de la aceleración del gasto en un 5,15% interanual a finales del primer cuatrimestre, el gobierno regional ha agilizado mes a mes el pago de facturas a proveedores. A finales de abril el tiempo medio de atención era de 24,65 días, que se reducían a 23,29 en el caso de los departamentos administrativos de la Comunidad.

  • La Comunidad mejora su periodo medio de pago en casi 2,5 días respecto a hace un año

La Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) y la empresa pública Gestión Ambiental de Castilla-La Mancha (GEACAM) son la cara y la cruz en materia de agilidad de pago a sus proveedores. Mientras que la UCLM ha reducido su plazo hasta situarlo en noviembre en una media por debajo de la semana (6,92 días), en el caso de GEACAM sucede lo contrario y el plazo medio de pago supera los tres meses y llega a los 100,48 días. Las consejerías pagan en un plazo medio cercano al límite legal de 30 días de la ley antimorosidad y está en los 33,64 días. En su conjunto, la Comunidad Autónoma (todos sus organismos) libraban a sus proveedores en 44,98 días. Este periodo medio es inferior en dos días al registrado hace un año, cuando se situaba en 47,36 días.

El gobierno libró el dinero retenido a las CCAA al dispararse la mora en el pago a proveedores

  • Con la retención de los fondos de actualización de la financiación, la deuda comercial de Castilla-La Mancha había aumentado un 111,4% anual y los plazos de pago un 61,2%
  • La Región cerró agosto con una deuda a proveedores de 264,65 millones de euros y un plazo de pago de 56,55 días

El elevado aumento de la morosidad de las Comunidades es una de las causas que determinó que el gobierno de España librara finalmente la actualización de las entregas a cuenta que financian a las administraciones autonómicas. A finales de agosto, el periodo medio de pago a los proveedores de bienes y servicios de las Regiones españolas se situó en 40,17 días, cuando el límite legal es de 30. La deuda de las Autonomías con sus proveedores era en esa fecha de 4.360,90 millones de euros, equivalente al 0,35% del PIB nacional y un 9,4% más elevada que un año antes. La mayor parte de esa deuda era con el sector sanitario, al que se le debía 3.163,4 millones de euros.

  • Las Consejerías abonan sus facturas a 33 días y el SESCAM pasa de pagar a 24 días en mayo a hacerlo en 48 en julio

Tras mantener durante dos meses (mayo y junio) los pagos a proveedores dentro del plazo legal de 30 días, las tensiones de tesorería regresaron en julio a la hacienda pública, que empieza a sufrir las consecuencias de la no actualización anual de las entregas a cuenta por parte del gobierno central. En julio, las consejerías presentaban un Periodo Medio de Pago (PMP) de 32,98 días. Sin embargo algunos entes mantenían pazos superiores a los dos meses y empeoraban los tiempos de los meses anteriores.

Presenta el mejor periodo medio de pago desde abril de 2018

  • La deuda comercial a finales de mayo ascendía a 153,72 millones de euros, a los que se suman otros 120 pendientes de librar a beneficiarios de subvenciones

Castilla-La Mancha logró rebajar el Periodo Medio de Pago (PMP) durante el mes de mayo y pagar a sus proveedores por debajo de los 30 días, que es el plazo máximo que fija la normativa para no incurrir en mora. En concreto, el gobierno hizo efectiva sus facturas en un plazo medio de 26,68 días, el periodo más bajo desde que se instauró el nuevo sistema de cálculo del PMP de las administraciones públicas en abril del año pasado.

Durante el año pasado, el Estado inyectó a Castilla-La Mancha dinero a crédito por valor de 1.884,8 millones de euro, de los que 1.594,33 se destinaron a refinanciar la deuda, 24,35 al pago de intereses y 266,14 al pago de facturas de proveedores que realizó directamente el Ministerio con cargo al Instituto de Crédito Oficial (ICO). Con estos Mecanismos Extraordinarios de Financiación del Estado se cubrió el pago de 50.711 facturas del gobierno de Castilla-La Mancha a 3.313 proveedores.

Castilla-La Mancha figura entre las cinco Comunidades Autónomas que con mayor celeridad paga a sus proveedores. Los datos están reflejados en el informe de abril, que elabora la Intervención General del Estado sobre la deuda comercial y el periodo de pago de las regiones españolas. En concreto, el sector autonómico hace frente a sus facturas en una media de 34,18 días y Castilla-La Mancha lo hace en 24,65. La región más rápida en el pago es Galicia, que abona sus compromisos en menos de dos semanas y la más lenta es Cataluña, que lo hace en 48 días.

  • El equipo económico de La Moncloa llega tarde y desarmado para luchar contra la derivada económico-financiera de la pandemia

Uno de los problemas del impacto económico del coronavirus es que ha pillado con las defensas bajas a las administraciones públicas: mucha deuda financiera, mucho déficit y un gasto más elevado de lo previsto inicialmente, lo que se deja notar también en la deuda no financiera, en el dinero para pago a proveedores. Con esa situación, la capacidad de respuesta es sustancialmente menor, lo que implica mayor sufrimiento para el tejido productivo y para los trabajadores. A eso se suma un aumento del gasto sanitario. Claro siempre y cuando haya suministros, porque el problema es que el plan de contingencia se hizo tarde y hay desabastecimiento en el mercado.

A finales de septiembre

  • La retención de la financiación por parte del gobierno central generó tensiones de tesorería y disparó el periodo de abono de las facturas

La Comunidad Autónoma rozó en septiembre los 60 días como Periodo Medio de Pago (PMP) a sus proveedores. En concreto el plazo se quedó en 59,98 días, fundamentalmente por las dificultades mostradas por la empresa Gestión Ambiental de Castilla-La Mancha, el grupo de la radio y la televisión públicas y el SESCAM, que pagaban a sus contratistas de obras y servicios a 73,95 días, 70,84 días y 66,69 días respectivamente.

También aumenta el plazo medio de abono de los bienes y servicios recibidos

  • El montante total de facturas pendientes del sistema autonómico ascendía en julio a 4522,91 millones de euros frente a los 3.999,35 millones de un año antes
  • En Castilla-La Mancha el volumen económico de las facturas es de 255,06 millones de euros frente a los 139,96 de hace un año

Las retenciones por parte del Ministerio de Hacienda de la actualización de las entregas a cuenta a las Comunidades Autónomas y de otros fondos de su financiación tienen su reflejo en el pago de los gobiernos regionales a sus proveedores. En julio, la deuda comercial autonómica era un 13% más alta que la registrada el mismo mes del año pasado y los plazos medios de pago a proveedores han pasado de 33 días a 39. En el caso de Castilla-La Mancha, el montante de las facturas ha aumentado un 83,55% en comparación con julio de 2018 y los plazos de abono han pasado a ser de casi 45 días, 13 más que hace un año.

Tras el seguimiento al que fue sometido por el Ministerio de Hacienda por el incumplimiento en 2016 de los objetivos de estabilidad y regla de gasto, el Ayuntamiento de Talavera ha vuelto a tener problemas en sus finanzas. Si en mayo el Ministerio constató que el ayuntamiento había vuelto a la disciplina fiscal tras la aplicación de sendos planes económicos y financieros en 2017 y 2018, ahora el nuevo concejal de Hacienda Luis Enrique Hidalgo, ha informado que para hacer frente a la situación de déficit coyuntural y la falta de liquidez en tesorería se ha solicitado una línea de crédito por 14 millones de euros; una póliza que se firmó el pasado viernes con la mejor oferta de las seis presentadas: Caixabank. El edil ha agradecido la “celeridad y eficacia” de los departamentos municipales para haber materializado esta operación en poco más de un mes.

Al tiempo que incrementa el Periodo Medio de Pago hasta los 55,57 días

  • La cuantía pendiente de pago alcanza el nivel más bajo de la serie histórica en un mes de abril: 109 millones de euros.
  • El Periodo Medio de Pago de la Comunidad sube y es el más alto del sector autonómico

El gobierno de Castilla-La Mancha mantiene la senda trazada el año pasado para reducir el volumen de las facturas pendientes de pago. En abril logró rebajar en 115 millones de euros la deuda acumulada en marzo, que ascendía a 224. La rebaja del 51,3% deja el nuevo saldo en 109 millones de euros. Es la cuantía más baja de un mes de abril desde que se estableció el seguimiento y control por parte del Ministerio de Hacienda en septiembre de 2014 y equivale al 0,25% del Producto Interior Bruto regional. Esta rebaja coincide paradójicamente con un incremento en el Periodo Medio de Pago (PMP) a proveedores, que se sitúa en 55,57 días, casi cinco más que en marzo.

Los datos de enero revelan que persisten los problemas en el grupo de radio y televisión de Castilla-La Mancha, en la empresa de Gestión Ambiental (GEACAM) y en el Servicio de Salud (SESCAM) para pagar a sus proveedores dentro del plazo legal de 30 días establecido para los organismos y empresas públicas. Estos entes instrumentales de la administración autonómica se mantienen un mes más en mora y provocan que la Comunidad también incurra en morosidad, con un plazo medio de abono de sus facturas a proveedores de 41,10 días.